martes, octubre 27, 2020

Alonso tras el golpe: «Es mejor que haya pasado hoy y no el domingo; el auto es reparable»

Estuvo siempre metido entre los cinco primeros, luego sexto, pero jamás se bajó de los Top Ten el asturiano Fernando Alonso, que ha llegado decidido, por tercera vez, a intentar ganar las 500 Millas de Indianápolis. Algo que casi logra en su primera vez, en 2017, cuando rompió el motor Honda a menos de 20 vueltas del final, mientras lideraba… Esta vez, con un auto del McLaren como en 2019, con motor Chevy, ha sido una de las estrella cada vez que salió a pista. Incluso hoy jueves, cuando protagonizó tal vez el golpe más fuerte de los ensayos en las dos jornadas, aunque nada grave para él ni para el auto.

Alonso sufrió un accidente cuando quedaba poco menos de una hora durante la práctica de la Indy 500, lo que provocó una interrupción abrupta de lo que habían sido dos días alentadores en el Indianápolis Motor Speedway. Alonso transitaba la curva cuatro, pero bajó demasiado su rueda delantera izquierda a la zona del cemento del curvón, el auto perdió adherencia trasera, y tras una breve corrección, no pudo evitar golpear la pared con los neumáticos derechos. Ya sin dirección, se deslizó por la entrada al pit lane sin más contacto.

El dos veces campeón de Fórmula 1 sufrió daños en el lado derecho de las ruedas de su Dallara-Chevrolet No. 66, que estaba clasificado como el sexto más rápido en la tabla de velocidad en el momento del accidente. «Desafortunadamente sucedió de hoy, pero es mejor que haya pasado hoy y no el domingo», dijo Alonso al reportero Dillon Welch en una entrevista en NBC Sports Gold. “Empezaremos de nuevo. Todo iba más o menos bien en lo que va de semana. El equipo se pondrá manos a la obra», agregó el español. Alonso dijo que pensaba que el auto sería reparable. El viernes es otra práctica antes de la clasificación el sábado. «Debería estar bien», opinó.

Es el segundo año consecutivo que Alonso se estrella en el segundo día de práctica de Indy 500. Ya le pasó el año pasado. Fernando no se clasificó para el evento de 2019, pero se garantiza que estará en la grilla de 33 autos de este año, que no tiene entradas adicionales que puedan sacarlo.

Alonso, quien confirmó el martes que no correrá en la Indy 500 durante al menos los próximos dos años debido a su nuevo contrato de Fórmula 1 con Renault, fue el quinto más rápido en la práctica de apertura el miércoles y dijo que su equipo Arrow McLaren Racing SP “estaba mejorando el coche un poco cada vez». Como novato de 2017, Alonso lideró 27 vueltas y terminó 24 ° debido a una falla en el motor.

Craig Hampson, el ingeniero de Alonso para la carrera de este año y que trabajara varios años con Dale Coyne y lograra títulos de IndyCar con Sebastien Bourdais, le dijo a NBC Sports Gold que cree que el español puede ganar la 104ª edición de las 500 Millas de Indianápolis si se le diera un auto fuerte.

Latest Posts